Constructorio

El Colegio de Arquitectos de León subasta todo su patrimonio inmobiliario

septiembre 30
11:09 2013

Las «críticas circunstancias actuales de liquidez», según se explica en una circular enviada a los alrededor de un millar de colegiados de la zona, empujan al Colegio Oficial de Arquitectos de León (Coal) a vender en subasta pública todo su patrimonio inmobiliario

Fuente: diariodeleon.es

En total nueve inmuebles que acogen a 11 oficinas y delegaciones, de las que cinco están en la provincia de León, tres en Salamanca, dos en Zamora y una en Palencia.

De los nueve inmuebles cuatro ya no tienen cargas hipotecarias, pero sí los otros cinco edificios, que suman una deuda con las entidades financieras que supera los tres millones de euros. Precisamente la necesidad de «reducir drásticamente el notable endeudamiento hipotecario del colegio», junto con la financiación de la remodelación de la estructura administrativa prevista para 2014, son las dos causas que argumenta la organización para justificar la decisión de deshacerse de su patrimonio.

En el caso de León el inmueble más emblemático es el Palacio de Gaviria, sede actual del Coal y de la delegación leonesa del colegio, entre otras funciones. Un edificio construido en 1694 que los arquitectos adquirieron a finales de los años 90 a la familia de los condes de Gaviria, y que ocupan desde 2003 tras un proyecto de rehabilitación en el que se invirtió alrededor de un millón de euros.

En la capital está también, ahora desocupada y «con escasa posibilidad de rentabilizarla» dada la situación actual, la antigua sede del colegio, en la calle Alcázar de Toledo. El colegio tiene además una delegación en Ponferrada, en el cuarto piso del número 12 de la Avenida España. Estos dos últimos ya no tienen cargas hipotecarias, pero del Palacio de Gaviria, en la calle Conde Luna del casco histórico leonés, se deben a las entidades casi 500.000 euros.

Edificios emblemáticos

Otro de los edificios emblemáticos que siguió la teoría del palacete de la capital leonesa es el que la delegación del colegio en Salamanca tiene en la Plaza de San Francisco, del que se adeudan casi dos millones de euros. A los que hay que sumar otros más de 400.000 euros pendientes de la antigua sede del colegio en la capital charra, que actualmente está desocupada.

Todos estos edificios son propiedad del Coal y sus cargas las asume junto con las delegaciones. En la circular enviada a los arquitectos se reconoce que en los años de despegue de la construcción el colegio invirtió en la adquisición y rehabilitación de edificios singulares que «representaran ante la sociedad la dignidad de nuestra profesión», y que sirvieran no sólo de sede a sus servicios de oficinas y administrativos sino que acogieran actividades sociales y culturales. La crisis ha situado esta perspectiva de hace unos años en una realidad de «edificios sobredimensionados» y enormes costes hipotecarios (suman más de 17.000 euros de coste mensual en total), que lleva ahora a ofrecer al mejor postor los inmuebles que simbolizan el espíritu de rehabilitación y representatividad que han querido desempeñar los arquitectos.




Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies