Constructorio

El edificio EREN obtiene la calificación energética “A”

El edificio EREN obtiene la calificación energética “A”
agosto 22
20:13 2013

El edificio bioclimático y de alta eficiencia energética que acoge el Ente Regional de la Energía de Castilla y León (EREN), los servicios centrales de la Dirección General de Energía y Minas y el Servicio de Minas ha obtenido una calificación energética “A”, tanto en consumo de energía (sólo 54,8 kW-h/m2) como en emisiones de CO2 (sólo 13,6 kg/m2).

Los datos más relevantes establecen que el consumo de energía primaria del edificio del EREN es un 67,3% menor que el consumo que se daría en el edificio de referencia simulado en CALENER GT 3.21, y las emisiones son 13,6 kg/m2año, frente a 43,7 kg/m2año del edificio de referencia simulado en CALENER GT 3.21

El edificio bioclimático y de alta eficiencia energética sólo emite 47,09 toneladas de CO2/año, frente a las 150,71 toneladas de CO2/año que se emitirían por un edificio de referencia convencional. Además, las instalaciones de energía solar fotovoltaica instaladas en su parking producen 13.700 kWh/año, contribuyendo de manera muy favorable la obtención de la calificación energética “A”.

Es con ello, el primer edificio existente de oficinas que se inscribe en el Registro público de certificaciones de eficiencia energética de la comunidad de Castilla y León, con una calificación energética tipo “A”.

Aplica además las recomendaciones que promueve y promulga en su propia sede, mejora del aislamiento de la envolvente térmica, instalación de energías renovables, microcogeneración, sistemas inteligentes de control y arquitectura bioclimática, lo que implica la obtención de la calificación energética tipo “A”, tanto en consumo de energía como en emisiones.

El Edificio del EREN, ejemplo de arquitectura bioclimática

La sede del Ente Regional de la Energía de Castilla y León, ubicada en León, es un ejemplo de la llamada arquitectura bioclimática que consiste en el diseño de los edificios teniendo en cuenta las condiciones climáticas, aprovechando los recursos disponibles, sol, vegetación lluvia y vientos para disminuir los impactos ambientales intentado reducir los consumos de energía.

Es el primer ejemplo de arquitectura bioclimática en un edificio administrativo en España.

En el edificio se ha conseguido aprovechar al máximo la energía lumínica y térmica del sol por la orientación, aprovechar el efecto invernadero de los cristales en las fachadas, tener las mínimas pérdidas de calor a través de un buen aislamiento térmico y apoyar la autonomía de los sistemas de calefacción, aire acondicionado y alumbrado exterior al incorporar instalaciones de energías renovables. El consumo anual del edificio EREN es de 131.767 kW/año, lo que supone un ahorro cercano al 50%. Con este ahorro se está abasteciendo el consumo anual de 120 hogares de Castilla y León, por lo que la incorporación de conceptos eficientes y bioclimáticos a la arquitectura resultan rentables desde un punto de vista económico y ambiental.




Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies