Constructorio

ANECA y el IIE desarrollarán conjuntamente el sistema de acreditación de ingenierías EUR-ACE

ANECA y el IIE desarrollarán conjuntamente el sistema de acreditación de ingenierías EUR-ACE
noviembre 06
17:17 2013

La Agencia Nacional de Evaluación de la Calidad y Acreditación (ANECA) y el Instituto de la Ingeniería de España firmaron el lunes 4 de noviembre un convenio para desarrollar conjuntamente el sistema de acreditación de ingenierías EUR-ACE, auspiciado por la Red Europea de Acreditación de Educación en Ingeniería (ENAEE)

Todos los títulos oficiales podrán recibir el certificado, de forma voluntaria, al tiempo que reciben la certificación nacional Acredita, que será obligatoria.

La Agencia Nacional de Evaluación de la Calidad y Acreditación (ANECA), fundación estatal que acredita la calidad y la adecuación de los estudios universitarios, y el Instituto de la Ingeniería de España (IIE), que es la Federación de las principales Asociaciones de Ingenieros, firmaron el pasado lunes 4 de noviembre un convenio para desarrollar conjuntamente el sistema de acreditación de ingenierías EUR-ACE, auspiciado por la Red Europea de Acreditación de Educación en Ingeniería (ENAEE, en sus siglas en inglés). El acto tuvo lugar con la presencia del ministro de Educación, José Ignacio Wert, y la secretaria de Estado de Educación, Formación Profesional y Universidades, Montserrat Gomendio.

La etiqueta EUR-ACE (EURopean ACcredited Engineer, Ingeniero Acreditado Europeo) garantiza que un programa de estudios de ingeniería cumple con los estándares de calidad y con la adecuación a las necesidades de los sectores profesionales estipuladas por ENAEE.

El ministro Wert destacó que el convenio firmado “trasciende la colaboración entre el ámbito profesional y el ámbito de la acreditación académica”, y “pone de manifiesto que los diferentes agentes de interés trabajan de manera conjunta para la mejora de la educación superior, y para que los licenciados se incorporen mejor formados al mercado laboral”. El acuerdo “aprovecha las herramientas del contexto europeo para unir a la sociedad civil (IIE) y a la administración (ANECA)”, señaló.

En la ingeniería, recordó, confluyen tres elementos importantes: “una alta formación académica, un enfoque práctico, y una tendencia natural a medirse en el terreno internacional”. El sello EUR-ACE “garantiza y condensa esa triple perspectiva”. El sello dará un valor añadido para el graduado “en el contexto europeo”. Además, valoró las sinergias entre la universidad y los sectores profesionales. “El convenio que estamos celebrando esta tarde es claro exponente de una universidad abierta a las necesidades de la sociedad a la que sirve”.

La secretaria de Estado Montserrat Gomendio resaltó que el acuerdo incluye a una agencia nacional (ANECA) y a un organismo no académico (el IIE), a diferencia de otros países europeos, en los que es o bien una agencia o bien una asociación nacional la que concede la acreditación. “Ambos organismos trabajan de manera complementaria y contribuyen a la formación de nuestros ingenieros”, destacó.

Gomendio destacó además que el momento es especialmente relevante, puesto que las universidades españolas se están adaptando al espacio europeo, al tiempo que ANECA está poniendo en marcha el programa Acredita, que en este curso 2013-14 se está desarrollando como experiencia piloto. De ese modo, los estudios de ingeniería podrán recibir al mismo tiempo la acreditación nacional y la europea.

Giuliano Augusti, presidente fundador de ENAEE, y que será el responsable del seguimiento del proceso de adaptación a EUR-ACE en España, destacó que “EUR-ACE está considerada no solo como un reconocimiento académico, sino como un tributo a la profesión”, señaló. “He dedicado mucho tiempo a convencer a mis colegas académicos de la importancia de que los estudios de ingeniería tengan relevancia profesional.”

El proceso tiene lugar en primer lugar en el país correspondiente, y luego se emite la solicitud del certificado a ENAEE, que la repasa y visita el país del solicitante, y toma la decisión definitiva.

Acreditación nacional y europea

Rafael van Grieken, director de ANECA, mostró su satisfacción por el acuerdo alcanzado con el IIE, y explicó el programa Acredita, que es el contexto en el que se incorpora EUR-ACE. En concreto, recordó que el programaAcredita Plus ofrecerá la posibilidad de adherirse a certificaciones internacionales, como Eur-Inf (en ingeniería informática) y por supuesto EUR-ACE. El proceso de acreditación internacional deberá realizarse -si se realiza, puesto que es voluntario- al mismo tiempo, subrayó, que la acreditación nacional (cada seis años, que es el periodo estipulado, y en este caso sí de manera obligatoria).

La acreditación EUR-ACE requerirá un proceso algo más complejo, largo y costoso que la acreditación nacional. En el panel de revisión deberá haber de manera obligatoria un profesional de la ingeniería (en la acreditación nacional eso será opcional). La comisión de acreditación estará formada al 50% por profesionales, nombrados por el IIE, y por académicos, nombrados por ANECA.

En el programa Acredita Plus podrán participar todos los estudios oficiales, de grado y de máster. Aquellas universidades cuya comunidad autónoma tenga agencia de acreditación propia, podrán hacerlo si la agencia autonómica llega a un convenio con la agencia nacional.

Von Grieken añadió además que en el convenio participa el IIE y no el Instituto de Ingeniería Técnica de España porque el IIE es miembro de ENAEE desde los inicios, y porque desde la implantación de Bolonia ya no se distingue entre ingenierías técnicas y superiores, sino entre grados y másters.

Manuel Moreu, presidente del Instituto de la Ingeniería de España, adelantó que la idea es que los profesionales de reconocido prestigio designados por el IIE representen a los principales sectores: construcción, medio ambiente, fabricación y minería, entre otros.

El papel de los profesionales

Moreu lamentó que haya tantos títulos de ingeniería en España de calidad discutible, algo que podrá “reconducirse” con el sello EUR-ACE. También subrayó la importancia de que haya profesionales en la universidad, “impartiendo las materias básicas”, algo que ahora es muy difícil por los obstáculos que se ponen desde la propia universidad, señaló.

También recordó la problemática de la homologación de las ingenierías con los grados y no con los másters, así como las diferencias legales entre la mayoría de países europeos y España en cuanto a los requisitos necesarios para que un ingeniero firme un proyecto. “El hecho de que en España el título académico reconozca las atribuciones nos perjudica notablemente cuando salimos, puesto que no podemos acreditar la experiencia necesaria fuera, y favorece a los ingenieros de fuera al no exigírseles la experiencia necesaria en su país”. Se incumple la ley europea al respecto, denunció. Por eso pidió que también en España haya que tener experiencia para poder firmar, tanto para los españoles como para los extranjeros. “No solo hay que acreditar los estudios, sino también a los profesionales”.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies